junio 20, 2024 ¿Quienes somos?

¡Contundente VICTORIA 31 de CUBA en la ONU contra el imperio!

Otro golpe en el mentón del imperio ha significado la aplastante VICTORIA de la voluntad de los pueblos y gobiernos del Orbe que en cada intervención realizada apoyaron a Cuba y su pueblo ayer y hoy en la ONU, con la abrumadora cifra de 187 votos a favor, dos en contra (Estados Unidos e Israel), y una abstención (Ucrania), a la Resolución 77/7 de la Asamblea General de las Naciones Unidas:“Necesidad de poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por el Gobierno de los Estados Unidos de América contra Cuba”, presentada por 31 ocasión consecutiva por este órgano, como rechazo global a las afectaciones que en los últimos 60 años ese engendro ha provocado a nuestro país daños acumulados ascendentes a los 159 084.3 millones de dólares.

Como bien refiere el contundente informe presentado por Cuba, solo entre marzo de 2022 y febrero de 2023, el bloqueo ocasionó daños y perjuicios al país estimados en el orden de los 4 867 millones de dólares, lo cual implica una afectación de más de 405 millones de dólares mensuales, más de 13 millones de dólares diarios y una cifra superior a los 555 000 dólares cada hora, pero es invaluable el daño causado a la familia cubana, ese no tiene precio, pero sí el valor de los muchos latidos de corazones por el sufrimiento.

A lo anterior se une como bien denuncia el documento, que el mantenimiento de la deshonesta calificación de Cuba como Estado patrocinador del terrorismo, propicia la posibilidad de tomar acción en tribunales estadounidenses ante demandas presentadas al amparo del título III de la Ley Helms-Burton, la persecución minuciosa a las transacciones financieras cubanas y los obstáculos para el suministro de combustibles al país, así como la vigencia de listados unilaterales que impiden transacciones financieras con entidades cubanas, que componen las disposiciones de mayor severidad.

Como bien expresa hoy en su cuenta de la red social X el Primer Secretario del Comité Central del Partido y Presidente de la República Miguel Díaz-Canel, “20 mil familias cubanas esperan diagnósticos de enfermedades genéticas que no han podido ser atendidas debidamente (…) la tecnología necesaria contiene más de un 10 % de fabricación estadounidense, y el #BloqueoGenocida nos impide acceder a ella”, destaca el mandatario.

Todas constituyen poderosas razones para que el mundo le propinara otra fuerte estocada al perverso presidente de turno de la Casa Blanca Joe Biden y a su Gobierno, el cual quedó, como siempre, arrinconado y desmoralizado solo con Israel como aliado histórico en todas las ocasiones que se ha realizado esta votación, y que hoy el imperio norteamericano apoya fervorosamente a Israel en la realización de los desgarradores ataques a la franja de Gaza condenados también por todo el mundo.

El levantamiento de ese criminal cerco comercial, financiero e inhumano sostenido por más de seis décadas contra nuestro país, el más largo de la historia, recrudecido con un sistema de sanciones injusto y genocida, constituye el principal obstáculo al desarrollo de nuestro país, en franca violación del Derecho Internacional y de la voluntad de la Organización de Naciones Unidas, que lo ha condenado en 31 ocasiones incluida la de hoy.

Aunque el mensaje yanqui y el de sus falderos anticubanos era que “no hay bloqueo, sino solo sanciones bilaterales”, el contundente informe presentado por Cuba, la firmeza de sus representantes en el cónclave mundial, y el colosal apoyo de la comunidad internacional a nuestra justa causa, desmiente y echa por tierra esa irresponsable afirmación precisamente con el resultado de la votación realizada a la Resolución.

No tuvieron en cuenta los agoreros del imperio los éxitos diplomáticos de Cuba en los últimos tiempos en la presidencia pro tempore del Grupo de los 77 más China, la celebración de una Cumbre de esta organización en La Habana, la destacada participación de la nación en el 78 Periodo de Sesiones de la Asamblea General de Naciones Unidas, así como su elección como miembro del Consejo de Derechos Humanos (DDHH), resultados que han incomodado a la cúpula de Miami y a sus titiriteros, a las agencias de inteligencia y al Departamento de Estado, que buscaron a toda costa sabotear a la mayor de las Antillas en la arena internacional, pero NO pudieron lograrlo.

Estados Unidos SÍ es responsable de todos los males ocasionados por el bloqueo. No tiene este oprobioso gobierno autoridad moral para cuestionar a Cuba ni a nadie por ser el principal violador universal de los derechos humanos. Sus macabros esfuerzos fueron en vano, allí vibró la justicia, retumbó la unidad monolítica del concierto de naciones que sí aspiran a un mundo mejor, multilateral y más justo, alejado de las guerras, muertes y destrucciones, para ofrecerles a sus hijos un mejor porvenir con derechos y equidad.

Lo cierto es que el #BloqueoEsReal, está ahí sobre los hombros de cada cubano, y en la medida que se alcen los pueblos, incluyendo el del propio Estados Unidos, estas medidas unilaterales, genocidas, extraterritoriales y violatorias de la Carta de la ONU, serán cada vez más arcaicas y lograremos, todos unidos, eliminar la más añeja disposición de guerra impuesta a un país por más de seis décadas.

Hoy, una vez más se alzó la dignidad de Cuba, a la vez que se multiplicó en la voz de los pueblos y gobiernos el rechazo universal a las políticas injustas del gobierno de Estados Unidos, violatorias de los más elementales derechos de los seres humanos y de los pueblos a elegir por sí solos su destino, como lo expresó firmemente el Canciller Cubano Bruno Rodríguez Parrilla: “Cuba continuará renovándose en la construcción de una nación soberana, socialista, próspera, democrática y sostenible (…) ¡#MejorSinBloqueo! ¡#SinBloqueoGenocida! ¡Dejen a Cuba vivir #SinBloqueo!”   

Granma. Está en manos del Presidente de E.E. U.U.!!


Por: Sergio I. Rivero Carrasco

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *