junio 20, 2024 ¿Quienes somos?

Juristas del pueblo y para el pueblo

El Día del Trabajador Jurídico en Cuba se celebra en esta fecha como homenaje a la fecha en que Ignacio Agramonte discutió su Tesis de Grado para alcanzar la categoría de Licenciado en Derecho Civil y Canónigo, que enaltece el sentir de este sector tan trasparente y apegado a los valores, tal como los tuvo Agramonte.

Es esta una efeméride que todo nuestro pueblo celebra con orgullo, porque muchos de los cubanos que hoy forman parte de la historia patria fueron juristas o estuvieron estrechamente vinculados a esta profesión, desde la manigua hasta nuestros días, lo cual la dignifica. Son los juristas cubanos fieles exponentes de una transparencia en su actuar que los colma de valores propios de la naturaleza de la nación, enardecida por el pleno ejercicio de la jurisprudencia revolucionaria heredada de nuestros próceres, enaltecida por las generaciones que hicieron la Revolución hasta nuestros días.

Pero si fuéramos a detallar los orígenes asumimos que el patriota que dio la libertad a sus esclavos en el ingenio La Demajagua el 10 de octubre de 1868 fue Carlos Manuel de Céspedes, un hombre de leyes que enalteció la justicia como principio para emprender la contienda por la libertad de la Patria. El Apóstol de la Independencia fue abogado y pudo desarrollar todo su pensamiento político sustentado en principios jurídicos, que le sirvieron de basamento sólido para organizar la guerra necesaria, continuadora histórica de la gesta iniciada por Céspedes en 1868.

La generación del Centenario no dejó morir al Apóstol en el año del Centenario de su natalicio y fue entonces, el abogado Fidel Castro, que al frente de los jóvenes revolucionarios asaltaron el Moncada, guardaron prisión en el Presidio Modelo, hicieron con sus acciones que las ideas no se encerraran y la prisión fuera fecunda por la superación, el fortalecimiento de sus ideas, pusieron proa al futuro en El Pinero y después al exilio. En el Granma retornaron a la patria y forjaron la guerrilla redentora que le daría el toque de gracia a la dictadura de Fulgencio Batista que asesinó a más de 20 mil cubanos. Al triunfar la Revolución el Primero de Enero de 1959 su obra se expresa en lo jurídico y por tanto, el culto de los cubanos a la dignidad plena del hombre, entendida en su acepción martiana tal como postula la Constitución de la República, devolvería a Cuba toda la justicia conquistada y el derecho de los cubanos a ser dignos e iguales ante la sociedad sin distingos de credo, raza, posición económica u origen.

Con la Revolución, el pueblo alcanzó el poder y desde entonces, el sistema jurídico cubano ha sido la expresión de ese poder y los juristas sus más fieles guardianes, lo que se ha demostrado a lo largo de 65 años.

Hoy los reconocemos, les entregamos el abrazo sincero y el homenaje agradecido del pueblo que los vio crecer y ejercer para proteger sus más sagrados derechos.

Celebran en el municipio acto por el Día del Trabajador Jurídico


Por Redacción Web

Imágenes de la Campaña Nacional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *