abril 25, 2024 ¿Quienes somos?

Cantemos hoy con los niños por la vida

La Humanidad debe darle a los niños lo mejor de si misma.”
Declaración de Ginebra.

Hoy, Día Internacional de la Infancia, cantemos con los niños a viva voz desde nuestros corazones para enaltecer la fraternidad y la comprensión entre ellos, sobre todo para lograr que prevalezca el respeto a sus más elementales derechos que debemos asegurar las personas mayores y los Estados, no siempre conquistados en todo el Orbe.

Es una gran virtud y privilegio de los niños cubanos el poder contar con un Estado que los mantiene como su mayor prioridad en la garantía de su seguridad, derechos, alimentación, salud, educación, y sobre todo, le proporciona el infinito amor que los distingue en el seno de la familia, la escuela y la comunidad.

La realización del IV Encuentro Internacional de Artes para la Infancia “Corazón Feliz”, en nuestro país, constituyó una gran fiesta con payasos, títeres, canciones, poemas, adivinanzas, trabalenguas, actividades hechas por niños y en las cuales confluyeron en un abrazo todas las edades, desarrollado por estos días con resonancia en casi toda la  geografía cubana con diferentes actividades en saludo a la celebración del Día Internacional de la Infancia, decretado en 1956 por la Organización de Naciones Unidas, y que Cuba celebra desde 1963. Todo ello es una fehaciente muestra de cuánto se hace y se promueve en nuestro país por la felicidad de los más bisoños.

Hay muchas razones para cantar con los niños cubanos y hacer que alcen su voz en el mundo por los dos mil millones existentes que en su mayoría habitan en países menos desarrollados sufriendo de los maltratos y graves carencias que impiden su completa felicidad.

Cantemos hoy con mucha energía junto a los 124 millones de infantes que no tienen acceso a la educación primaria y secundaria en el mundo, junto a los 160 millones que vivirán en la pobreza, y a los 69 millones pronosticados a morir en el próximo decenio, para que la justicia prevalezca, desaparezcan las guerras y las infinitas formas de explotación, extorción y tráfico de niños en el mundo.

Cantemos hoy junto a los  218 millones de niños entre 5 y 17 años que están siendo sometidos a la producción económica, y, entre ellos, 152 millones son víctimas de trabajo infantil. Asimismo que uno de cada cinco niños en África está en situación de trabajo infantil.

Cantemos hoy y todos los días, porque se aseguren los más elementales derechos universales de los niños: Los derechos humanos específicamente adaptados a ellos, que toman en cuenta su edad, la fragilidad, las especificidades y las necesidades propias de la de la infancia, los que se consideran necesidades imprescindibles para el estímulo al cultivo de su identidad, el adecuado desarrollo físico, intelectual y social.

A los niños lo que más les gusta, precisamente, es ser niños. Cantemos hoy con ellos por la vida.


Texto y Fotocomposición: Sergio I. Rivero Carrasco

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *